Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Cómo tener una sana autoestima

La autoestima es un tesoro y los tesoros están para cuidar de ellos. Autoestima tenemos todos, pero no siempre estamos conectados con ella.

 

  1. ¿Por qué deberías quererte bien?

Quererte bien empieza por hablarte bien. Si te quisieras bien, ¡qué estarías haciendo ahora?

¿Cómo sueles relacionarte contigo mismo?

Una persona que se quiere bien se habla bien.

 

  1. Aceptación absoluta de quien eres

Aceptar no significa gustar, ni dejar de trabajar en cambios que se desean. Significa dejar de rechazarse y reconocer que las cosas son como son.  Y esto nos relaja.

Sin aceptación no hay cambio. Somos muy reacios a invertir esfuerzo en cambiar algo que no aceptamos.

¿Cómo sería vivir con tu aceptación absoluta? ¿Cómo te sentirías en este momento?

Ejercicio del espejo

Sea cual sea el defecto que te veas… “me acepto tal y como soy, con mis imperfecciones. Así, estoy bien”.

 

  1. Ojo con las exigencias y las expectativas

Si nunca estás satisfecho de tus progresos y de tus resultados porque piensas que podrían ser mejores, tampoco tendrás una imagen positiva de ti mismo. Es difícil darse valor cuando no haces más que sacar pegas y críticas de tu trabajo o de ti mismo.

¿Vale la pena el precio que estoy pagando por ser exigente?

 

  1. ¿Qué visión tienes de ti mismo?

Recuerda, lo que tú ves es lo que tú proyectas. Somos la visión que tenemos de nosotros mismos. Ni más ni menos. Puede que esa visión no nos represente, pero eso es lo que creemos.

Prueba con estos ejercicios:

  • Basura de etiquetas
  • Diario de fortalezas
  • Abecedario de la autoestima
  • Locus de control interno

 

  1. La persona que se quiere sabe lo que merece

Mereces una vida serena, una vida feliz, una vida en la que estés a gusto.

Hay personas que no se atreven a alegrarse de lo que les rodea por miedo a perderlo próximamente. Piensan que no se merecen tanta dicha y que, si disfrutan de ella, dejarán de tenerla.

Ser feliz no tiene castigo. Así que, si te sientes bien contigo mismo, la vida te sonríe y estás a gusto…aprende a convivir con ello.

 

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Te puede interesar

Filtros

ABURRIMIENTO
Aceptación
Actitud
Adicción
Admiración
Adversidad
Agradecimiento
Altruismo
Amabilidad
Amistad
Amor
Amor propio
Anticipar
Apatía
Apoyo
Asertividad
Asignaturas
Audiolibros
Autoayuda
Autocompasión
Autocuidado
Ayudar
Bienestar
Bondad
Cambio
Celos
Cerebro
Clínica
Coaching
Compañerismo
Compasión
Competición
Complicidad
Comprensión
Compromiso
Comunicación
Concentración
Conciencia
Conexión
Confianza
Consulta online
Control
Coronavirus
Crecimiento personal
Credibilidad
Crianza
Crisis
Culpa
Decisiones
Dedicación
Deporte
Desamor
Deseos
Desesperación
Disciplina
Disciplina positiva
Discreción
Divulgación
Dudas
Duelo
Educación
Educar
Educar con serenidad adolescentes
Egoísmo
El minutillo de patri
Emocione
Emociones
Empatía
Enfermedad
Entendimiento
Entrenador
Entrenamiento
Entrevistas
Equipo
Escucha
Escuela
Esfuerzo
Esperanza
Estímulos
Estrés
Etiquetas
Exigencia
éxito
Expectativas
Familia
Fatiga
FELICI
Felicidad
Fluir
Focalizar
Foco
Formación
Fortaleza emocional
Fracaso
Frustración
Fuerza de voluntad
Fútbol
Futuro
Generosidad
Gratitud
Habilidades sociales
Hábitos
Hábitos saludables
Hábitos. emociones
Hijos
Hipondríaco
Humildad
Ilusión
Incertidumbres
Inseguridad
Inteligencia
Intención
Intrusismo
Ira
Libro
Libros
Límites
Macbeth
Malos hábitos
Manipulador
Maternidad
Meditación
Mentalización
Mente
Miedo
Miedo e incertidumbre
Miedos e incertidumbres
Mindfuleating
Mindfulness
Móvil
Niños
Nutrición
Obedecer
Obediencia
Objetivos
Ocio
Odio
Olvidar
Oportunidades
Optimismo
Organización
Paciencia
Padres
Palabras
Pareja
Pas
Pasado
Pasión
Pensamientos
Pensamientos negativos
Perdón
Perdonar
Perfeccionismo
Perseverancia
Personas de bien
Personas tóxicas
Pesadillas
Premio
Presente
Presión
Priming
Procrastinar
Propósito
Prudencia
Psicología
Realidad
Realismo
Redes sociales
Reinterpretar
Reír
Relaciones personales
Relaciones tóxicas
Rendimiento
Resiliencia
Respeto
Responsabilidad
Running
Ruptura
Salud
Salud mental
Seguridad
Sensibilidad
Sentimientos
Serenidad
Silencio
Sinceridad
Single
Sobreprotección
Soledad
Solidaridad
Soltero
Sueño
Sufrimiento
Superación
Tarjetas
Templanza
Tenis
Terapia
Terapia de pareja
Tiempo
Trabajo
Vacaciones
Valores
Vida plena
Vitalidad
Voluntad
Zona de confort
Ver otras temáticas

Categorías

Blog
Conferencias
Libros
Medios
Talleres
Personas de bien
El minutillo de Patri
Artículos & Podcasts

Suscríbete

¡Suscríbete a mi Web y te notificaremos las últimas publicaciones!