Niños y adultos tienen que relacionar valores como compromiso, implicación, perseverancia, esfuerzo y trabajo, con alcanzar el objetivo. El esfuerzo y la responsabilidad no se compran, se educan y se entrenan hasta que se consiguen. Tus hijos necesitan saber el significado del esfuerzo. La cultura actual en la que todo es asequible y todo se compra no ayuda a educar en la idea de “si quieres algo haz por merecerlo”. Acostúmbrales a conseguir metas basadas en la dedicación, atención y concentración. Pero no te olvides educar desde la paciencia, el humor, el juego y desde el amor profundo.

Puedes consultar el resumen en el siguiente enlace:

Compartir en:
0 comentarios

¿Qué te ha parecido el taller?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.